viernes, noviembre 18, 2005

Todo es predecible / C. Simic

De Charles Simic
Ya todo está previsto. Lo que el destino ha señalado no puede evitarse. Incluso esta papa cocida. Este tenedor. Este trozo de pan negro. También este pensamiento…
.......... Mi abuela, que barre la acera, lo sabe. Ella dice que no existe ningún dios, sólo un ojo aquí y allá que ve claramente. Los vecinos están demasiado ocupados mirando la televisión para quemarla por bruja.
De El sueño del alquimista (1994)
De acuerdo o no con él, Simic puntualiza: La poesía es la expresión de un individuo que no se suscribe a ninguna ideología; de otro manera, los poemas no valen nada. (CS, en entrevista con Juan Carlos Galeano) - Todo es predecible, traducción del inglés por Rafael Vargas.
Charles Simic (Belgrado, ExYugoslavia/Yugoslavia, 1938) / EUA

9 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Que interesante!, la Abuela, cuando lo único que les queda es pensar que dios existe, ella ha perdido toda la esperanza en ese dios, tal vez tiene esperanzas mejores.

bueno, muy bueno.

Y los poemas no valen nada, al igual que el dinero.

19 noviembre, 2005 10:44  
Blogger fgiucich said...

Creo que aferrarse a lo que está escrito y tiene que suceder irremediablemente, es caer en el fundamentalismo. Abrazos.

19 noviembre, 2005 13:19  
Blogger Laura said...

No creo que todo esté escrito, si creo que somos los escritores de nuestro destino. Comparto con fgiucich que pensar que estamos atados a un sino marcado es fundamentalismo y reduccionismo.
La libertad es le bien más preciado que tengo.

Abrazos

20 noviembre, 2005 08:19  
Blogger Lo-que-serA said...

Con qué hebra de fina ironía une Charles Simic dos sensaciones de vacío espiritual: la predestinación y la abulia. Como siempre, gran hallazgo, señor. Beso.

20 noviembre, 2005 15:53  
Blogger Lety said...

Que bueno que son de el las dos sensaciones y no las compartimos. Pero me fascina la manera en que nos describes la razón de ser del poema Doña Maria Luisa, el hallazgo o el regalo para mi son ustedes

21 noviembre, 2005 08:09  
Blogger alma said...

La poesía es el canto del alma...

21 noviembre, 2005 11:56  
Blogger diablo enlatado said...

ahhh, buen pensamiento de la abuela... un ojo que ve todo.

sabemos que nos ven y aún así actuamos de mal modo.

será porque nos gusta que nos vean?

22 noviembre, 2005 10:43  
Blogger Luis Martínez Álvarez said...

Coincido con eso de que "La poesía es la expresión de un individuo que no se suscribe a ninguna ideología" Hace la propia, la escribe, la comparte... quien se sienta identificado no dirá jamás que "sus poemas no valen nada"
Saludos camarada.

22 noviembre, 2005 13:03  
Blogger Tristán Estar said...

Así es ANÓNIMO, yo más bien pienso que esta abuela se va armando de otras esperanzas, se siente caer y caer, oops, cada vez más cerca, y entonces se agarra de dónde puede, de cuantas más cosas mejor, se agarra se agarra, zaz, catapuaz, ¿ya ven como Dios no existía? Lo negará todo, como diría el camarada Iván Buenader.

Extremos contra extremos, Don FERNANDO. Tiene usted razón. Dónde diablos se compra el equilibrio? :S

Y parece que también la abuela tiene la libertad como preciado bien, LAURA, o quizá no la abuela (que a veces dicen a esa altura uno pierde la cordura, pero qué va a ser, los ancianos no pierden la cordura, nomás se rebelan y disfrutan ése andar asustando a su propia estirpe). Pero bueno, decía que quizá no la abuela, sino el nieto, tan preocupado el pobre de que los vecinos le quemen a su abuelita. Jaja. Qué buena divertida se ha de meter la abuela asustando a los chamacos. Mi abuelo fue un poco así. Le encantaba timarnos, aunque en una de ésas sí se nos perdió :C Vuelvo a lo mismo: Dónde compro el equilibrio :S

Con qué hebra, LO-QUE-SERÁ? El ateísmo, el unsuscribe a cualquier ideología. Yo por eso soy re ecléctico, o séase que bien equilibrado, ja :S (Sí como no, dice Oscar, no le hagan caso al Tristán, está re lurias)

Ya es costumbre, MADRE. María Luisa siempre anda dando en los clavos ;) Besos.

ALMA, es el canto a veces desentonado, jeje, pero canto, qué más da.

No, LATAS, qué miedo. Mejor nos guardamos. Ese ojo no me va.

Ire nomás, camarada MONO. Decimos a veces que la vida no vale nada, no, "no vale nada la vida", josealfredeamos. Maldita sea, le damos valor escribiéndola en un poema, ja. Chula de bonita esta especie, me cae que sí :D

23 noviembre, 2005 22:34  

Publicar un comentario

<< Home